Aprender a enfermar

942398_10201122458165946_1927632372_nEsta mañana hablaba con un amigo y éste me decía que a él le parecía que la capacidad de enfermar se aprendía. Recordé un documental en donde se cuestionaba por qué en los campos de concentración con tantos prisioneros judíos, estos no se revelaban contra los guardianes, si de todas formas los iban a matar. La explicación era: la indefensión aprendida. En pocas palabras, en una situación crítica, si el resultado es el mismo independientemente de lo que hagas, a la larga, dejarás de defenderte.

Enfermar es natural

chocolate-615x330Existen épocas en la vida en las que las personas parece que tienen que enfermar, te pongas como te pongas. Por ejemplo, las mal llamadas enfermedades de la vejez. Parece inevitable que cuando una persona envejece tiene que padecer algunas enfermedades. Sin embargo, si analizamos estas enfermedades casi todas son a consecuencia de… forzar la máquina. En las personas mayores se suele dar el aburrimiento y la monotonía en la alimentación. El resultado de las monodietas es como las medicinas, a la larga tendrás efectos secundarios. Recuerdo a un amigo que fui a visitar que, cuando salió la mujer, aprovechó para decirme: “le dices a mi mujer que mis enfermedades son de comer siempre lo mismo”. Sus palabras me confirmaban precisamente este problema.1284477843_120948564_1-JUBILACION-invalidez-vejez-anticipada-sobrevivencia-jubile-Santiago-Centro

Lo que contrasta con “esta creencia” es que muchas personas que llegan a la vejez, no sufren de enfermedades.

Cuando se llega a cierta edad y escucho: “esta medicina es para toda la vida”, pienso que algo está fallando. O esa medicina no sirve para curarme, o tengo que buscar otra opinión, porque este consejero no sabe lo que tengo. También cabe la posibilidad de que al consejero lo enseñara el fabricante de la medicina, que así se garantiza un cliente para toda la vida.

La indefensión aprendida.

lo-imposibleLa actitud mental hacia la enfermedad tiene mucho de esta indefensión aprendida. A tu alrededor ves personas que cambian su dieta, hacen deporte, se medican con lo último en medicina y, sin embargo, estos individuos siguen enfermando y muriendo. Es una forma de aprender que hagas lo que hagas… pero, ¿y los que no se enferman? ¿Cuál es su secreto? El único camino que me queda por explorar es la actitud mental. Una dieta de chistes y risas, una inyección de alegría, ganas de vivir, de crecer, de amar, de paz. El mejor deporte es: ser feliz. Saber que detrás de las nubes, siempre está el sol.

Tengo una buena noticia… esto es algo que se aprende, pero tenemos que estar vigilantes y a la menor sombra de enfermedad, tomar una cápsula de autoestima.

De esta forma en vez de indefensión aprenderemos defensión, (curiosamente esta palabreja existe en el diccionario).

Salu2.

En éste excelente vídeo se explica muy bien lo que es la indefensión aprendida:

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: